Registro de seguidores

domingo, 2 de junio de 2019

Investigadores bajo llave






Artículo publicado originalmente por Brenda Valderrama en la Columna "Reivindicando a Plutón" del Sol de Cuernavaca el 3 de junio de 2019.

Mi primera asistencia a un congreso científico internacional fue en 1992 siendo estudiante de licenciatura. Hice el viaje en compañía de otros compañeros de estudios y aunque mi director de tesis me colaboró con el pasaje y la inscripción, para pagar el hospedaje tuve que ahorrar durante seis meses. Ir a ese congreso fue fundamental para mi investigación, gracias a la interacción con líderes en el campo y con otros estudiantes me percaté que podía mejorar el enfoque de mi tesis, cosa que hice en cuanto regresé al laboratorio y que me sirvió también para plantear mejor el tema para mi proyecto de maestría.

Después de esa participación he asistido a una docena más de congresos internacionales. En todos los casos los recursos fueron obtenidos de proyectos financiados por el gobierno federal, casi siempre por el Conacyt pero también por secretarías. En seguimiento a los lineamientos generales de gasto los pasajes por avión siempre son en clase turista, el hospedaje se contrata de preferencia en el hotel sede que tiene tarifa reducida y, de no ser posible, en algún otro hotel cercano con tarifa igual o menor a la del hotel sede, siempre en ocupación compartida. Los alimentos y otros gastos como transporte local con mucha frecuencia se pagan a reembolso por lo que hay que tener recursos personales disponibles para esto así como para una emergencia para lo cual es deseable contratar un seguro de gastos médicos especial para el viaje lo cual se hace de manera personal. 

Viajar al extranjero como turista es una experiencia relajante. Viajar de trabajo es pesado, apenas da tiempo de recuperarse del cambio de horario antes de comenzar las sesiones de trabajo que se pueden prolongar hasta ocho horas seguidas y además en otro idioma. Una vez en el extranjero hay que aprovechar hasta el último minuto. Con el tiempo descubres que el desayuno es el mejor momento para hacer nuevos contactos quienes, en su gran mayoría, estarán dispuestos a escuchar de tu investigación y a dar valiosos consejos. 

Fue en congresos internacionales donde conocí a colaboradores extranjeros quienes nos recibieron en posteriores estancias de investigación, mías y de mis estudiantes, las cuales  dieron lugar a sendas publicaciones. Fue en un congreso internacional donde conocí a un editor de una revista internacional quien me asesoró para que mi primer artículo científico fuera aceptado. Gracias a la asistencia regular a congresos internacionales logré ser considerada, a pesar de ser mexicana, miembro de una red europea de la cual obtuve importantes beneficios académicos. En breve, para un investigador científico la asistencia a congresos internacionales le permite desarrollar los vínculos profesionales sobre los cuales construirá su carrera. 

Todo esto se los cuento porque existe últimamente una mala concepción de la actividad de asistencia a congresos científicos de parte del gobierno federal. Por un lado y debido a la escasez de recursos federales para proyectos de investigación el número de científicos que podrá asistir a congresos internacionales se reducirá notablemente este año. De manera paralela, en una reunión con el Director del Sistema Nacional de Investigadores a la cual asistí como presidente de la Academia de Ciencias de Morelos, nos dijeron de manera textual que en el remoto caso que nos apoyaran con recursos para la organización de congresos científicos, estos recursos no podrían ser utilizados para pagar conferencistas extranjeros. No tenemos dinero para salir y ahora tampoco los podemos invitar.

Por si esto no fuera suficientemente grave, los investigadores que laboran en centros públicos de investigación requieren que su permiso para viajar al extranjero sea aprobado, nada más y nada menos, que por el presidente de la República. Se han documentado ya los primeros rechazos dejando a los investigadores en la triste coyuntura de tener que utilizar los días de vacaciones que debieran estar dedicando a su familia a viajes de trabajo, además de recursos personales. 

El conocimiento científico lo generan los investigadores para beneficio de la sociedad. Dejar de generar conocimiento no solamente afecta a los investigadores en su carrera sino que, a mediano plazo, reduce las posibilidades de nuestro país para competir con otros países que sí invierten en su gente. La verdadera clave de la soberanía no radica en enclaustrarnos sino en ser mejores que los demás pero, para lograrlo, primero hay que conocerlos.

En este sentido es fundamental hacer notar que el comunicado más reciente del Foro Consultivo Científico y Tecnológico fue en el sentido de solicitar a la Cámara de Senadores que en la Ley Federal de Austeridad Republicana de Estado que tienen pendiente para su aprobación incorporen un régimen de excepción para los funcionarios públicos que realizan investigación. Esta solicitud ha sido apoyada por las mesas directivas de 16 sociedades científicas nacionales entre las que se encuentra la Academia de Ciencias de Morelos. Esperamos que nuestros Senadores sean sensibles a las devastadoras consecuencias de la aplicación de una Ley, que aunque sensata en otros planteamientos, llevaría al deterioro acelerado de nuestro sistema nacional de ciencia, tecnología e innovación en perjuicio de todos los mexicanos.

lunes, 6 de mayo de 2019

Ciencia, tecnología e innovación en el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024


Artículo publicado originalmente por Brenda Valderrama en la Columna "Reivindicando a Plutón" del Sol de Cuernavaca el 6 de mayo de 2019.

La obligación del Estado Mexicano de garantizar el uso racional y eficiente de los recursos de la nación es un mandato social. Con la finalidad de establecer los lineamiento bajo los cuales deberá llevarse a cabo la planeación del gasto se emitió desde 1983 una normatividad especial, la Ley de Planeación la cual es de observancia obligatoria y establece con precisión los lineamientos bajo los cuales deberán llevarse a cabo dos acciones fundamentales del ejercicio público: la planeación y la programación. 

Entendemos como planeación el “medio para el eficaz desempeño de la responsabilidad del Estado sobre el desarrollo equitativo, incluyente, integral, sustentable y sostenible del país” bajo los principios del fortalecimiento de la soberanía, la independencia y autodeterminación nacionales, preservación de la democracia, igualdad y la protección de los derechos humanos. La programación, por su lado, es el instrumento que permite la distribución de los recursos fiscales que administra el Estado con la finalidad de atender las múltiples necesidades y demandas de la población. Ambos procesos deberán basarse en las propuestas que emanen de los diferentes entidades, órganos constitucionales autónomos, gobiernos estatales y municipales así como de la consulta libre e informada de la sociedad.

Cada administración presenta al principio de su gestión lo que será su Plan de Desarrollo el cual se espera contenga, enmarcado en la visión del régimen, los resultados de la consulta previa la cual se debió haber convocado por sectores dando lugar a sendos capítulos. Como parte del sector científico y tecnológico, este año participamos en dos diferentes ejercicios de consulta para el Plan Nacional de Desarrollo. Uno de ellos fue convocado por el Foro Consultivo Científico y Tecnológico y el otro por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología.

El pasado 30 de abril, a escasos minutos de la conclusión del plazo de entrega, se recibió en la Cámara de Diputados la propuesta del Ejecutivo Federal para el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 consistente en dos documentos. En el primero de los documentos se identifica a la investigación científica como un medio para generar “Economía para el bienestar” y se le asigna una sección con la siguiente redacción: “El gobierno federal promoverá la investigación científica y tecnológica; apoyará a estudiantes y académicos con becas y otros estímulos en bien del conocimiento. El CONACYT coordinará el Plan Nacional para la Innovación en beneficio de la sociedad y del desarrollo nacional con la participación de universidades, pueblos, científicos y empresas”. 

En el anexo al documento se identifican siete objetivos asociados a los temas de ciencia, tecnología e innovación en las áreas de educación, salud, medio ambiente, desarrollo económico y energía los cuales se transcriben abajo. De manera relevante, se menciona la creación de un Sistema Nacional de Innovación asentado en la Secretaría de Economía que buscará promover la investigación científica de frontera con la finalidad de fortalecer la competitividad de la industria nacional mediante la transferencia de tecnología. Este concepto contrasta con el desarrollado en el documento principal donde se encomienda al Conacyt la creación del Plan Nacional de Innovación, mayor el reto todavía porque en el Consejo se realizó una reestructura que desapareció la Dirección Adjunta de Innovación desde principios de la administración.

Con respecto a la correspondencia entre el Plan Nacional de Desarrollo y el Presupuesto de Egresos 2019 dentro de la función de Ciencia, Tecnología e Innovación dotada con 49,773 millones de pesos encontramos  algunas entidades como las Secretarías de Salud, de Medio Ambiente y de Educación Pública que hicieron previsiones presupuestales y plantean objetivos en ese sentido, otras como Agricultura o Comunicaciones y Transporte cuentan con presupuesto pero no lo asocian a ningún objetivo en particular.

Entre los aspectos positivos del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 encontramos la voluntad de seguir apoyando la investigación científica en áreas estratégicas para el desarrollo del país así como la formación de especialistas y el estímulo a la productividad sin embargo no existe correspondencia con el presupuesto lo que retrasará su implementación. Ahora tocará a las diferentes áreas de la administración federal convocar a los foros de consulta para los programas sectoriales y especiales, entre los que se encuentra el que es responsabilidad del Conacyt, que es el Programa Especial de Ciencia, Tecnología e Innovación PECITI para el cual ya estamos preparados. Esperamos que en esta ocasión sí se tomen en cuenta los resultados de los ejercicios de consulta. 



Objetivos 
Narrativa
Indicadores
Estrategias
2.2 Garantizar el derecho a la educación laica, gratuita, incluyente, pertinente y de calidad en todos los tipos, niveles y modalidades del Sistema Educativo Nacional y para todas la personas.
…persisten sesgos de género en las áreas profesionales; las mujeres se concentran en áreas de educación …sub-representadas en ingeniería, manufactura y construcción y agronomía y veterinaria.

De acuerdo con estimaciones del Conacyt, actualmente México cuenta con un investigador por cada mil personas de la población económicamente activa.
Ninguno
2.2.3 Revisar los planes y programas de estudio en todos los tipos y niveles del Sistema Educativo Nacional, promoviendo la educación sostenible, artística, científica, tecnológica, financiera, ambiental, sexual, cívica, indígena, intercultural y comunitaria, que garanticen el derecho a la igualdad de género, la no discriminación y la eliminación de la violencia.
2.4 Promover y garantizar el acceso efectivo, universal y gratuito de la población a los servicios de salud, asistencia social y los medicamentos, bajo los principios de participación social, competencia técnica, calidad médica, pertinencia cultural y trato no discriminatorio.
… una visión republicana del uso de los recursos públicos y combate a la corrupción que permita una expansión en la oferta y calidad de los servicios de salud, así como el fomento a la investigación en temas de salud con pertinencia cultural.
Ninguno
2.4.5 Fomentar la investigación y la cultura de la promoción y prevención en salud, así como la vigilancia sanitaria, con pertinencia cultural, sensible al ciclo de vida y con perspectiva de género, basada en investigación científica y articulando esfuerzos interinstitucionales entre los diferentes actores del sector salud.
2.5 Garantizar el derecho a un medio ambiente sano con enfoque de sostenibilidad de los ecosistemas, la biodiversidad, el patrimonio y los paisajes bioculturales
…México requiere de un desarrollo que reduzca la situación de pobreza, mejore el bienestar social, cierre las brechas de desigualdad regional, impulse la investigación y la cultura ambiental y promueva el crecimiento económico sin degradar el ambiente y agotar sus recursos naturales.
Ninguno
2.5.7 Impulsar la investigación y la cultura ambiental para la sostenibilidad y fomentar mecanismos e instrumentos para motivar la corresponsabilidad de todos los actores sociales en materia de desarrollo sostenible.
2.6 Promover y garantizar el acceso incluyente al agua potable en calidad y cantidad y al saneamiento, priorizando a los grupos históricamente discriminados, procurando la salud de los ecosistemas y cuencas.
…el impacto de la inversión en infraestructura se vería reducido de no transitar a patrones de consumo más responsables, por ello, se han considerado también estrategias orientadas a fortalecer la investigación, el marco normativo y a sensibilizar a la ciudadanía…
Ninguno
2.6.2 Fomentar la investigación y el uso eficiente y sustentable del agua para consumo humano, así como en la producción de bienes y servicios.
2.9 Promover y garantizar el derecho humano a la cultura de la población, atendiendo a la diversidad cultural en todas sus manifestaciones y expresiones con pleno respeto a la libertad creativa, lingüística, de elección o de pertinencia de una identidad cultural de creencias y participación.
…es necesario fomentar el proceso de asimilación de la ciencia y la tecnología como parte de la cultura de los mexicanos.

El compromiso del Gobierno de Mexico en favor de disminuir la desigualdad social y fortalecer la democracia se traduce en el desarrollo de un programa cultural cuya atención se localice en la contribución a la construcción de ciudadanías desde y en el ámbito del arte, la cultura, la ciencia y la tecnología, así como la preservación del patrimonio, desde una perspectiva plural e incluyente, que sume a la justicia social que demanda nuestro país.
Ninguno
2.9.4 Salvaguardar y difundir la riqueza patrimonial de México, tanto material como inmaterial, así como promover la apropiación social de las humanidades, las ciencias y las tecnologías.
3.3 Promover la innovación, la competencia, la integración en las cadenas de valor y la generación de un mayor valor agregado en todos los sectores productivos bajo un enfoque de sostenibilidad.
El Gobierno de México impulsará el Sistema Nacional de Innovación, para promover esta actividad en todos los niveles: se dotará a las personas de herramientas y habilidades que propicien soluciones creativas a problemas y que impulsen la investigación y el desarrollo tecnológico…

Se promoverá la cultura de emprendimiento y se elevará la importancia de la investigación científica y tecnológica para asegurar el éxito de los proyectos innovadores.

La innovación se fomentará desde diferentes frentes:…la vinculación de productores e instituciones educativas para ligar la oferta académica con las necesidades productivas, y la vinculación entre la investigación, industria y usuarios de productos para promover la adopción de tecnología.

El Gobierno impulsará el fortalecimiento de las cadenas de valor a través de: …4) impulsar la competitiva mediante la participación y colaboración de empresas, instituciones de educación e investigación, dependencias gubernamentales y comunidades…

Los conjuntos industriales de producción serán apuntalados a través de la inversión pública. En ellos se facilitará el intercambio de conocimiento y la transferencia de tecnología, bajo un marco de protección a la propiedad industrial.
3.3.1 Resultado de la innovación en el estudio de la Organización Mundial de Propiedad Intelectual
3.3.1 Desarrollar el Sistema Nacional de Innovación de los sectores productivos para fortalecer la protección a los derechos de propiedad industrial e intelectual, que vincule a la comunidad científica con los sectores público, social y privado, a través de la generación de conocimiento de frontera y el desarrollo de tecnologías, para contribuir a la atención y solución de problemas nacionales prioritarios en materia social, económica y ambiental.

3.3.2 Impulsar el desarrollo y adopción de nuevas tecnologías en los sectores productivos y la formación de capacidades para aprovecharlas, vinculando la investigación con la industria y los usuarios y promoviendo métodos de producción sostenible y patrones de consumo responsables que promuevan el uso eficiente del territorio y de sus recursos.

3.3.3 Impulsar la inversión pública y privada en infraestructura residente y accesible, buscando la complementariedad entre distintos proyectos, para potenciar el mercado interno y fortalecer las capacidades en investigación, incluir a las periferias urbanas y regiones marginadas en la dinámica de desarrollo, y apuntalar la sustentabilidad ambiental de la actividad económica.
3.10. Fomentar un desarrollo económico que promueva la reducción de emisiones de gases y compuestos de efecto invernadero y la adaptación al cambio climático para mejorar la calidad de vida de la población.
En el sector de ciencia y tecnología se impulsará la investigación y el desarrollo de tecnologías limpias.
Ninguno
Ninguna

martes, 26 de marzo de 2019

Colaboración para el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024

1.    El activo más valioso para la sociedad del Siglo XXI es el conocimiento. Como nunca antes, la prosperidad de las naciones se basa en la acumulación y aplicación del conocimiento y ya no en la explotación de los recursos naturales dejando atrás a la sociedad industrial.
2.  El sector de la sociedad que genera conocimiento es el científico en sus diferentes especialidades: ciencias naturales, ingenierías, matemáticas y ciencias sociales. En un entorno funcional, las especialidades actúan en concierto y se desarrollan de manera armoniosa.
3. El acceso al conocimiento científico y a la tecnología como un instrumento para alcanzar un estado de paz, bienestar y prosperidad es un Derecho Humano proclamado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en su resolución 3384 del 10 de noviembre de 1975 debiendo ser reconocido como tal a nivel constitucional.
4. Ante la demanda de la sociedad para contar con las condiciones necesarias para la transición de la nación a una sociedad del conocimiento, el estado deberá proveer los recursos económicos e institucionales requeridos. En este sentido, es fundamental el cumplimiento de la Ley de Ciencia y Tecnología vigente que determina la asignación presupuestal equivalente al 1% del Producto Interno Bruto para el sector.
5. La legislación sobre Ciencia, Tecnología e Innovación debe ser de avanzada, incorporando las mejores prácticas internacionales y con la amplia participación de la sociedad bajo el amparo irrevocable de la libertad de investigación. Solamente de esta manera nuestro país podrá aprovechar la vertiginosa evolución de las tecnologías de punta en sus diferentes vertientes.
6.   México ocupa la posición 64 en número de investigadores científicos y tecnólogos por millón de habitantes a pesar de contar con la 15a economía más fuerte del mundo. Para revertir esto, es indispensable incrementar en al menos 10 veces el número de plazas en centros e institutos de investigación siguiendo un criterio de descentralización. Es igualmente indispensable la inversión en proyectos estratégicos de infraestructura científica.
7.    Con la finalidad de agilizar la transferencia del conocimiento científico para su aplicación en forma de tecnología se deberá contar con legislación, normatividad y recursos adecuados y suficientes para detonar un nuevo segmento empresarial de base tecnológica. El crecimiento económico reciente de las naciones más desarrolladas se debe a este segmento y ya no a las industrias tradicionales.
8. En este entorno es indispensable elevar la cultura científica de la población mediante acciones concretas y de alto impacto. Estas acciones deberán ser integrales, comenzando con el rediseño de la formación educativa tradicional acompañado de una oferta permanente y de la más alta calidad de opciones para la sociedad en general. Los museos de ciencias son una de las instancias más valiosas para el cumplimiento de esta función por lo que deberán ser revalorados.
9.   A pesar de su enorme potencial y a los avances en su gobernanza, la política científica de nuestro país ha sido profundamente vulnerable a los cambios de administración evitando el desarrollo sostenido del sector con el riesgo sistemático de desmantelamiento institucional.
10. Por todo lo anterior consideramos de la mayor relevancia que se generen los instrumentos necesarios para que México pueda contar con una ambiciosa política nacional de desarrollo científico y tecnológico de largo aliento, basada en un cuidadoso mecanismo de planeación, que le permita superar la limitación intrínseca de los planes de desarrollo sexenales.

martes, 19 de marzo de 2019

Oportunidades para la ciencia, tecnología e innovación en el marco de la Reforma Educativa


Image result for conacyt




En el marco de la revisión de la llamada Reforma Educativa, la Cámara de Diputados ha realizado un análisis de varias fracciones de la Constitución relacionadas con ciencia, tecnología e innovación. Después de un proceso de consulta y en atención a la iniciativa presentada desde el poder ejecutivo en la que destaca la desaparición del concepto de autonomía universitaria, circuló ayer el texto del decreto de dictamen de las Comisiones Unidas de Educación y Puntos Constitucionales con tres particularidades de enorme relevancia para nosotros: la reforma de las fracciones V y VII del Artículo 3 y de la fracción XXIX-F del Artículo 73.
 
Con base en el proyecto del dictamen les comparto aquí un análisis realizado a las fracciones referidas donde se compara la redacción vigente, la propuesta del Ejecutivo, la de los coordinadores de los Grupos Parlamentarios y la del Dictamen de las comisiones unidas.
 
En lo general las propuestas son alentadoras en el sentido que se restablece la autonomía universitaria así como también se eleva a rango Constitucional el derecho de los mexicanos a los beneficios de la ciencia y la tecnología, algo que debería facilitar la negociación del presupuesto a futuro. Una consecuencia de enorme relevancia es la instrucción a la Comisión de Ciencia y Tecnología en los transitorios para elaborar una Ley General de Ciencia y Tecnología.
 
El calendario trazado para el tema de la Reforma Educativa es:
-Miércoles 20 de marzo por la tarde se dictamina en comisiones unidas de Educación y Puntos Constitucionales.
-Martes 26 de marzo, después de cumplir formalidades y procedimientos de publicidad, el pleno de la Cámara de Diputados votará el dictamen de las comisiones unidas.
 
Si están de acuerdo con la propuesta de dictamen envíen un correo a sus representantes en la cámara de Diputados pidiendo su voto a favor con el siguiente texto sugerido.
 
---Por medio del presente comunicado apoyo la propuesta de dictamen de las Comisiones Unidas de Educación y Puntos Constitucionales sobre la Reforma Educativa en lo referente a las fracciones V y VII del Artículo 3 y la fracción XXIX-F del Artículo 73 por considerarlas pertinentes, oportunas y de amplio beneficio para todos los mexicanos.

Hago notar que el principal promotor de estas modificaciones ha sido el diputado Juan Carlos Romero Hicks (Gto-PAN), ex-director del CONACyT, a quien extiendo mi más amplio reconocimiento. Esperemos que con esta acción nuestro país pueda retomar el camino de la ciencia, la tecnología y la innovación.
 
                                                               -------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Extracto del Proyecto de Decreto de Reforma del Artículo 3 Constitucional en lo relativo a Ciencia, Tecnología e Innovación.

En el dictamen se propone instituir la obligación del Estado para impartir educación superior; reconocer el derecho a la ciencia y a gozar de los beneficios del desarrollo científico y sus aplicaciones. En este sentido se reforman las siguientes fracciones 

Fracción V (se reforma)
Fomento a la investigación científica y tecnológica – difusión de la cultura 
Para estas dictaminadoras es menestar que el Estado reconozca el acceso, uso y desarrollo de la ciencia, la tecnología, la innovación y el acceso a internet, como derechos fundamentales de todas las personas, indispensables para garantizar el pleno disfrute y efectividad del derecho a la educación, entre otros. Se destaca que el derecho a la ciencia ya ha sido recogido en la Declaración Universal de los Derechos Humanos de 1948 y en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de 1966. Sin embargo, su reconocimiento en el marco jurídico mexicano aún está pendiente. El derecho a la ciencia va más allá de la visión de beneficiarse de ella y aboga por contenidos más amplios de participación. Es un derecho que incluye contenidos como la divulgación, la participación en la creación científica, la participación en las políticas científicas, la responsabilidad en la gestión de riesgos, las libertades y responsabilidades de quienes hacen ciencia y tantos otros aspectos. La Constitución contempla disposiciones respecto del tema de ciencia y tecnología. No obstante, al analizar de forma cronológica los cambios vertidos en la Carta Magna, se advierte una recepción tardía y difusa en la materia que prioriza el apoyo, la promoción e inversión en investigación científica y tecnológica, pero no recoge ninguno de los elementos sustantivos adherentes a tal derecho. Con el propósito de resarcir esta laxa identidad jurídica, la propuesta prescribe que el Estado deberá incentivar la investigación científica, humanística y tecnológica, así como garantizar el acceso abierto a la información que derive de ella, para lo cual deberá proveer recursos y estímulos suficientes, conforme a las bases de coordinación, vinculación y participación que establezca la ley. Además, en una relación con la reforma al artículo 73 fracción XXIX-F, se confiere facultades expresas al Congreso de la Unión para legislar en materia de ciencia, tecnología e innovación, estableciendo bases generales de coordinación entre la Federación, las entidades federativas, los municipios y las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias, así como la participación de los sectores social y privado, con el objeto de consolidar el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación. Para tal efecto, se retoman propuesta sde la Comisión de Ciencia y Tecnología de la Cámara de Diputados y del Senado de la República, con lo cual se sientan las bases para la expedición de una Ley General en la materia, además que permanece lo referente a la difusión de nuestra cultura.

Fracción VII (no se reforma)

Del Artículo 73 Fracciones XXV y XXIX-F (se reforman) 
Facultad del Congreso de la Unión para legislar el Sistema para la Carrera de las y los Maestros y en fomento de la ciencia, tecnología e innovación Estas modificaciones se relacionan con lo enunciado para el párrafo séptimo del artículo 3o. propuesto para la adición por lo que hace a la reforma de la fracción XXV del párrafo 73; además de la fracción V reformada del precepto 3o. en lo que se refiere a la fracción XXIX-F del artículo 73, por lo que las dictaminadoras remiten a ellos para su justificación.

TEXTO ACTUAL
PROPUESTA DEL EJECUTIVO
INICIATIVA COORDINADORES GP
PROPUESTA DE DICTAMEN
Artículo 3 fracción V. Además de impartir la educación preescolar, primaria, secundaria y media superior, señaladas en el primer párrafo, el Estado promoverá y atenderá todos los tipos y modalidades educativos - incluyendo la educación inicial y a la educación superior - necesarios para el desarrollo de la nación, apoyará la investigación científica y tecnológica, y alentará el fortalecimiento y difusión de nuestra cultura;
Artículo 3 fracción V. El Estado incentivará la investigación científica y tecnológica que se realice en el país y alentará el fortalecimiento y difusión de nuestra cultura como un principio al que todos los mexicanos tienen derecho.
Artículo 3 fracción V. Toda persona tiene derecho a gozar de los beneficios del desarrollo de la ciencia y la innovación tecnológica. El Estado apoyará la investigación científica, humanística y tecnológica, y garantizará el acceso abierto a la información que derive de ella, para lo cual deberá proveer recursos y estímulos suficientes, conforme a las bases de coordinación, vinculación y participación que establezcan las leyes en la materia Además, alentará el fortalecimiento y difusión de nuestra cultura, en términos de los dispuesto por el artículo 4o. 
Artículo 3 fracción V. Toda persona tiene derecho a gozar de los beneficios del desarrollo de la ciencia y la innovación tecnológica. El Estado apoyará la investigación científica, humanística y tecnológica, y garantizará el acceso abierto a la información que derive de ella, para lo cual deberá proveer recursos y estímulos suficientes, conforme a las bases de coordinación, vinculación, y participación que establezcan las leyes en la materia. Alentará el fortalecimiento y difusión de nuestra cultura;
Artículo 3 fracción VII. Las universidades y las demás instituciones de educación superior a las que la ley otorgue autonomía tendrán la facultad y la responsabilidad de gobernarse a sí mismas; realizarán sus fines de educar, investigar y difundir la cultura de acuerdo con los principios de este artículo, respetando la libertad de cátedra y de investigación  y de libre examen y discusión de las ideas: determinarán sus planes y programas; fijarán los términos de ingreso, promoción y permanencia de su personal académico; y administrarán su patrimonio. Las relaciones laborales, tanto del personal académico como del administrativo, se normarán por el apartado A del artículo 123 de esta Constitución, en los términos y con las modalidades que establezca la Ley Federal del Trabajo conforme a las características propias de un trabajo especial, de manera que concuerden con la autonomía, la libertad de cátedra e investigación y los fines de las instituciones a que esta fracción se refiere; 
Artículo 3 fracción VII. La impartición de la educación se realizará con apego a los fines y criterios que establecen en el párrafo primero y la fracción II de este artículo para alcanzar el bienestar de la población, así como cumplir los planes y programas a que se refiere la fracción V del mismo;
Artículo 3 fracción VII. El Estado impartirá educación superior y garantizará que ésta sea de calidad, en términos de los que la Ley señale. Además, deberá implementar medidas para promover el acceso de las personas que decidan ingresar a este tipo educativo, así como para generar condiciones que contribuyan a su continuidad y permanencia. Las universidades y las demás instituciones de educación superior a las que la ley otorgue autonomía tendrán la facultad y la responsabilidad de gobernarse a sí mismas; realizarán sus fines de educar, investigar y difundir la cultura de acuerdo con los principios de este artículo, respetando la libertad de cátedra y de investigación  y de libre examen y discusión de las ideas: determinarán sus planes y programas; fijarán los términos de ingreso, promoción y permanencia de su personal académico; y administrarán su patrimonio. Las relaciones laborales, tanto del personal académico como del administrativo, se normarán por el apartado A del artículo 123 de esta Constitución, en los términos y con las modalidades que establezca la Ley Federal del Trabajo conforme a las características propias de un trabajo especial, de manera que concuerden con la autonomía, la libertad de cátedra e investigación y los fines de las instituciones a que esta fracción se refiere; 
Artículo 3 fracción VII. Las universidades e instituciones de educación superior a las que la ley otorgue autonomía, tendrán la facultad y la responsabilidad de gobernarse a sí mismas; realizarán sus fines de educar, investigar y difundir la cultura de acuerdo con los principios de este artículo, respetando la libertad de cátedra e investigación y de libre examen y discusión de las ideas; determinarán sus planes y programas; fijarán los términos de ingreso, promoción y permanencia de su personal académico, y administrarán su patrimonio. Las relaciones laborales, tanto del personal académico como del administrativo, se normarán por el apartado A del artículo 123 de esta Constitución, en los términos y con las modalidades que establezca la Ley Federal del Trabajo conforme a las características propias de un trabajo especial, de manera que concuerden con la autonomía, la libertad de cátedra e investigación y los fines de las instituciones a que esta fracción se refiere; 



Articulo 73 fracción XIX F. Para expedir leyes tendientes a la promoción de la inversión mexicana, la regulación de la inversión extranjera, la transferencia de tecnología y la generación, difusión y aplicación de los conocimientos científicos y tecnológicos que requiere el desarrollo nacional. Asimismo, para legislar en materia de ciencia, tecnología e innovación, estableciendo bases generales de coordinación entre la Federación, las entidades federativas, los municipios y las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias, así como la participación de los sectores social y privado, con el objeto de consolidar el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación.
Articulo 73 fracción XIX F. Para expedir leyes tendientes a la promoción de la inversión mexicana, la regulación de la inversión extranjera, la transferencia de tecnología y la generación, difusión y aplicación de los conocimientos científicos y tecnológicos que requiere el desarrollo nacional. Asimismo, para legislar en materia de ciencia, tecnología e innovación, estableciendo bases generales de coordinación entre la Federación, las entidades federativas, los municipios y las demarcaciones territoriales de la Ciudad de México, en el ámbito de sus respectivas competencias, así como la participación de los sectores social y privado, con el objeto de consolidar el Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación.

Artículo Sexto Transitorio. El Congreso de la Unión deberá expedir las Leyes Generales en materia de Educación Superior y de Ciencia, Tecnología e Innovación a más tardar en el año 2020.


lunes, 4 de febrero de 2019

En el Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer

thumb image

Artículo publicado originalmente por Brenda Valderrama en la columna "Reivindicando a Plutón" del Sol de Cuernavaca el 4 de febrero  de 2019.


El día de hoy, 4 de febrero, se conmemora el Día Internacional de la Lucha contra el Cáncer. Hasta hace pocos años el cáncer era menos frecuente debido a los estragos de otras enfermedades prevenibles como las infecciones. Gracias a los avances de las diferentes tecnologías médicas ahora vivimos más años y más sanos por lo que somos aparentemente más susceptibles a las diferentes manifestaciones del cáncer. Datos del Instituto Mexicano del Seguro Social nos indican que entre mujeres el cáncer más frecuentes es el de mama seguido del cérvicouterino y el de pulmón. Entre los hombres lidera el cáncer de próstata seguido del de pulmón, de estómago, colon y recto. Para los menores los principales padecimientos son leucemia y linfomas.

El cáncer, a diferencia de otros padecimientos, no es una enfermedad única sino que se compone de una colección de ellas donde diferentes condicionantes tanto genéticas como ambientales ocasionan que las células de algún órgano pierdan el control y se dividan desordenadamente formando tumores. Cuando el crecimiento desordenado se dispersa de un órgano a otro se considera metastásico.

Mientras más temprana sea la detección del padecimiento más exitoso su control por lo que es fundamental someterse a revisiones anuales. Una vez detectado el cáncer los tratamientos se dirigen a controlar lo más efectivamente posible el crecimiento desordenado del tumor mediante procedimientos quirúrgicos, físicos o químicos. Estos métodos, exitosos como han sido, carecen de la precisión deseable y llegan a ocasionar daños secundarios además de ser molestos y hasta dolorosos.

Ante este escenario la industria farmacéutica ha comenzado a desarrollar alternativas. En algunos casos se trata de procedimientos menos invasivos como por ejemplo la braquiterapia que es un tipo de radioterapia de alta precisión para pacientes con cáncer de próstata que reduce los daños secundarios asociados a la cirugía como son la incontinencia y la disfunción eréctil.

Igualmente, las quimioterapias están siendo sustituidas por tratamientos biotecnológicos basados en anticuerpos monoclonales. Los anticuerpos son sustancias que producimos normalmente como parte de nuestro sistema inmune y que nos sirven para discriminar entre nuestras células y agentes externos como son virus, bacterias u otros tipos de células para proceder a atacarlos. Los anticuerpos monoclonales son anticuerpos entrenados para detectar un tipo particular de agente externo. En la lucha contra el cáncer, los anticuerpos monoclonales pueden detectar de manera altamente precisa una célula cancerosa sin afectar el resto del organismo, mejorando las expectativas del tratamiento. 

Existen actualmente en el mercado internacional 416 medicamentos para el tratamiento del cáncer entre los cuales se encuentran doce anticuerpos monoclonales fáciles de identificar porque los nombres de todos ellos terminan en ab: 

Principio activo
Nombre comercial
Tratamientos 
Obinutuzumab
Gazyvaro
Leucemia linfocítica crónica, linfoma folicular
Trastuzumab emtansine
Kadcyla
Cáncer de mama positivo a HER2 metastásico
Trastuzumab
Herceptin
Cáncer de mama temprano o avanzado, cáncer de estómago avanzado
Rituximab
Mabthera
Leucemia linfocítica crónica, algunos tipos de linfoma no-Hodgkin
Pertuzumab
Perjeta
Cáncer de ovario, de próstata o de estómago
Pembrolizumab 
Keytruda
Cáncer de pulmón de células no pequeñas, cáncer de piel tipo melanoma, linfoma de Hodgkin
Panitumumab
Vectibix
Cáncer abdominal avanzado
Ibritumomab
Zevalin
Algunos tipo de linfoma no-Hodgkin
Ipilimumab
Yervoy
Melanoma avanzado
Nivolumab
Opdivo
Melanoma, cáncer de pulmón de células no pequeñas avanzado, cáncer de riñón
Brentuximab
Adcetris
Linfoma de Hodgkin, linfoma anaplástico de céulas grandes 
Ofatumumab
Arzerra
Leucemia linfocítica crónica 

El mercado de los medicamentos biotecnológicos innovadores para el tratamiento del cáncer es una de las grandes oportunidades para la industria farmacéutica nacional porque los científicos mexicanos - y en particular los morelenses - son líderes en una de las disciplinas fundamentales para su desarrollo, la bioinformática. Sin embargo, esta oportunidad puede perderse si no se cuenta con la infraestructura necesaria para competir con otros países. El BioInfotec es un proyecto interinstitucional dirigido precisamente al desarrollo de esa infraestructura para instalarse en Morelos lo que otorgaría a nuestro estado y a nuestros investigadores una posición privilegiada dentro de la cerrada competencia. 

Desafortunadamente el proyecto está en riesgo de cancelarse por lo que un grupo de expertos bioinformáticos apoyados por la Academia de Ciencias de Morelos ha comenzado una campaña de concientización sobre el beneficio que tendría para la sociedad la construcción del BioInfotec. Qué mejor día que hoy para sumarnos a la campaña. 


Información adicional:

Compilación de medicamentos biotecnológicos para el tratamiento de cáncer

Instituciones Morelenses donde se desarrolla investigación en BioInformática


Liga para firmar en apoyo al proyecto BioInfotec

Algunas notas periodísticas al respecto